10 de diciembre de 2012

¿Sabes para qué sirve el test de Papanicolaou?




Bajo este apellido griego encontrarás uno de los mejores modos de cuidar de tu salud o la de tus seres queridos, ¿quieres saber todo sobre esta habitual prueba médica?


Qué es el test de Papanicolau

Quizás alguna vez escuchaste hablar sobre el test Papanicolau o la prueba Papanicolau... ¿No? Pero seguro que si te digo «citología vaginal» te resulta mucho más familiar. ¡Claro que sí! La prueba de Papanicolaou –citología exfoliativa o vaginal–, es una de las prácticas que facilitan el diagnóstico precoz del cáncer de cérvix, por ello lo más recomendable es que todas las mujeres que se hayan iniciado en la vida sexual la incluyan entre sus hábitos saludables a partir de los 21 años. Puede detectar infecciones, inflamación, células anormales y cáncer. ¡Anímate!, por lo general se realiza en menos de un minuto.


En qué consiste exactamente

La citología vaginal es una sencilla, indolora y habitual forma de prevenir el cáncer de cuello uterino. Consiste en tomar una muestra de células de las paredes vaginales y del cuello del útero para posteriormente analizarlas y comprobar si ha habido cambios en ellas. La finalidad de la prueba o frotis de Papanicolaou es detectar estos cambios antes de que se produzcan síntomas, evitar que las células anormales se vuelvan cancerígenas y poder aplicar cuanto antes los tratamientos contra el cáncer para que estos sean mucho más efectivos. ¿Cuál es el mejor momento para realizarla? Deben haber pasado al menos diez días tras la llegada de la última regla y no más de veinte.

Con qué frecuencia debe realizarse

Para tratar de diagnosticar precozmente el cáncer de útero es aconsejable que las mujeres mayores de 21 años se sometan a la prueba de Papanicolaou –o citología «cervicovaginal»– al menos una vez cada dos años. Si el riesgo de padecer este tipo de cáncer es mayor, lo conveniente sería realizarla cada doce meses e incluso con más frecuencia si el médico así nos lo sugiere. Esta prueba podría complementarse a partir de los 30 años con la del virus del papiloma humano, y ambas se realizarían al mismo tiempo.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada